Los sistemas relativos a la suspensión y a la dirección del coche están directamente relacionados con la seguridad en la conducción y la maniobrabilidad del vehículo.

Cada uno de estos sistemas, suspensión y dirección, requiere la mayor atención por parte del conductor y, desde luego, de los profesionales responsables de su revisión en un taller oficial.

Un óptimo funcionamiento de cada sistema y de todos los componentes que lo forman, es imprescindible para poder conducir cualquier vehículo sin riesgo ni dificultad.

 

 

EN ESTE ARTÍCULO ENCONTRARÁS

  1. Suspensión
  2. Dirección

Suspensión

 

El sistema de suspensión ayuda a absorber la energía que provocan las irregularidades presentes en cualquier carretera, para que el vehículo se mantenga estable y en el habitáculo se disfrute de la mayor comodidad posible.

 

¿Qué es una suspensión en un vehículo?

La suspensión en un vehículo consiste en todo el conjunto de componentes que ayudan a mantener una óptima relación entre las ruedas y el bastidor.

En caso de que el sistema de suspensión del vehículo no funcionase bien, por desgaste o avería de uno de sus componentes, la conducción puede volverse inestable e insegura.

Algunas de las consecuencias más habituales en caso de que una suspensión no funcione correctamente son las siguientes:

 

  • El coche rebota demasiado, algo habitual cuando hay un problema con los amortiguadores. Una prueba sencilla de comprobar su estado es empujar la carrocería hacia abajo apoyándonos en la rueda. El vehículo debe volver a su posición original sin rebotar, pero si el amortiguador falla, puede rebotar varias veces.

  • El coche presenta un desnivel evidente, ya sea hacia un lado o demasiado hundido por delante o por detrás. Normalmente se debe a fugas en los amortiguadores, aunque también puede haber una avería en los brazos de suspensión.

  • El coche responde raro en curvas o frenadas fuertes. El desgaste de la suspensión puede provocar que las ruedas pierdan adherencia en carreteras muy irregulares, lo que supone un grave riesgo a nuestra seguridad.

  • Los neumáticos presentan un desgaste acusado. Si notas que está sobre todo en uno de sus extremos, puede ser debido a un excesivo desgaste de los amortiguadores, cojinetes en mal estado o incluso brazos de suspensión algo dañados.

  • El coche hace ruido al tomar curvas o en carreteras irregulares. El sonido en estos casos suele deberse a que los cojinetes están en mal estado, por lo que lo más corriente es sustituirlos.

 

¿Qué partes tiene?

 

El sistema de suspensión tiene 3 partes diferenciadas: los amortiguadores, los resortes y los puntales que, trabajando en conjunto, ofrecen las mejores condiciones de confort y seguridad a la hora de conducir.

Los amortiguadores son los componentes que se encargan de controlar la energía o absorber el rebote que sufre el vehículo durante la conducción, sobre todo en carreteras irregulares.

Los resortes son en realidad eslabones que hay entre las ruedas y la carrocería del vehículo. Sirven sobre todo para compensar los desniveles de las superficies de la carretera, con el fin de que conductor y pasajeros disfruten de un óptimo confort durante la conducción.

Otra función clave de los resortes es garantizar que las ruedas siempre estén en contacto y de forma segura con respecto a la carretera.

Por su parte, los puntales consisten en brazos conectados en las zonas inferior y superior del cubo de la rueda y la carrocería del vehículo. De esta forma, cuando el conductor gira el volante, el puntal también se gira y, gracias a esa rotación, las ruedas tienen capacidad de giro.

 

¿Cuáles son los tipos de suspensión?

 

Hay 3 tipos de suspensión: suspensión rígida (utilizada sobre todo en todoterrenos), suspensión semirrígida  (es la suspensión más habitual hasta ahora) y suspensión independiente (la más innovadora del mercado).

La suspensión rígida representa el sistema más básico de todos. Consiste en atornillar los amortiguadores a la barra transversal del puente, donde llegan las modificaciones enviadas por las suspensiones.

Si un vehículo supera un obstáculo con una rueda, todo el puente se inclina hacia el sentido que establece la superficie.

Es un sistema de suspensión que presenta inestabilidad, pero es ideal para vehículos con los que circular por caminos sin asfaltar o incluso por la tierra, ya que entre otras cosas eleva el vehículo lo suficiente como para que el chasis no se dañe.

La suspensión semirrígida añade un brazo adicional para reducir las inclinaciones y vibraciones. Cuenta además con unos muelles anclados a soportes articulados en el diferencial y en una barra que atraviesa todo el puente.

La suspensión independiente se utiliza en vehículos nuevos y puede encontrarse de diversas tipologías: suspensión de eje oscilante, suspensión de brazos tirados, suspensión PcPherson y suspensión de triángulos superpuestos.

Dirección

 

Las partes de una caja de cambios son las siguientes:

  • Árbol primario: Es el árbol que recibe el movimiento con la misma velocidad de giro que el motor, por eso gira al mismo ritmo al que gira el cigüeñal.

  • Árbol intermedio: También llamado contraeje u opuesto. Tiene un piñón corona que engrana con el árbol primario y varios piñones que giran en el sentido opuesto al motor.

  • Árbol secundario: Tiene varios engranajes que pueden unirse con un sistema de desplazables. Su sentido de giro es el mismo que el de motor en las cajas de cambios longitudinales y opuesto en las cajas de cambio transversales.

  • Piñón de marcha atrás: También llamado eje de marcha atrás, consiste en un sistema con un piñón ubicado entre los árboles intermedio y secundario o entre los árboles primario y secundario.

  • Piñones: Ruedas dentadas correspondientes a cada una de las marchas de las que dispone la caja de cambios. En base a su tamaño y posición, girarán a una velocidad distinta y la potencia con la que se moverá el vehículo será diferente.

  • Carcasa: Cubierta que protege a todos los componentes que forman la caja de cambios y que permite la lubricación de todos ellos ya que está llena de aceite.
  •  

Nico Gálvez Nico Gálvez
Artículos relacionados:

Nuevos cambios de la Normativa de Tráfico

Te contamos los nuevos cambios de la Normativa de Tráfico y como afectarán en todo lo relacionado con el permiso y la licencia de conducción por puntos.

Leer más...

Las multas veraniegas de la DGT

Llega el verano y la relajación propia de estos meses. Pero cuidado, te mostraremos las multas de la DGT más comunes durante esta época del año.

Leer más...

Frenos de coche

Los frenos de un coche están constituidos por un conjunto de elementos, con el que se puede inhibir el movimiento de un vehículo, ya sea para ralentizar su marcha o incluso para detenerlo.

Leer más...